Cómo lograr que los trabajadores coman sano (el ejemplo de Google)

google1
La empresa Google está convencida de que cuando los trabajadores están sanos son felices; y cuando son felices son innovadores. Por eso ha puesto en práctica varias estrategias para mejorar los hábitos de alimentación de sus empleados.

Según los expertos en conducta alimentaria, la mayoría de las decisiones que tienen que ver con nuestra alimentación las tomamos en forma inconsciente, y son provocadas por el ambiente en el cual nos encontramos. Por lo tanto, modificar el ambiente es una de las claves para hacer que las personas a coman menos y mejor.Google ha comprendido esto y lo ha puesto en práctica. En la oficina de Nueva York ya se han implementado, con éxito, las siguientes iniciativas:

- Ensaladas en primer lugar.

Las personas suelen llenar sus platos con los alimentos que ven en primer lugar. Es por eso que las ensaladas han sido estratégicamente ubicadas a la entrada de la cafetería, de modo de ser el primer alimento que ven los empleados al entrar.

- Platos más pequeños.

Al momento de tomar el plato, los trabajadores se topan con un cartel que advierte que quienes utilizan platos más grandes tienden a comer más. Esta medida aumentó el uso de platos pequeños en un 32%.

- Postres con moderación.

Para evitar el consumo excesivo, el tamaño de los postres se ha reducido a 3 bocados. Esto obliga al comensal a pensarlo 2 veces antes de servirse una segunda porción.

- Agua: la bebida de preferencia.

El agua ha logrado, con estas medidas, una ubicación preferencial. Las botellas de agua se encuentran ahora, refrigeradas, a la altura de la vista; mientras que las bebidas azucaradas se “ocultan” en la parte inferior. De esta forma el consumo de agua ha aumentado un 47%.

- Golosinas fuera de la vista.

Las golosinas ya no se colocan en envases transparentes y fácilmente accesibles. Ahora se encuentran en recipientes opacos para desalentar su consumo. Esta estrategia provocó una disminución del 9% en el consumo de calorías provenientes de los dulces en una semana.

- Etiquetas de colores.

Para que resulte más sencillo diferenciar los alimentos más saludables de los menos recomendables, todas las comidas ofrecidas están clasificadas en 3 colores:

verde = comer en cualquier momento.
amarillo = comer de vez en cuando.
rojo = comer ocasionalmente.

Estas 6 medidas, para nada extravagantes, demuestran que no es necesario ser una gran corporación para ocuparse del bienestar de sus empleados. Cualquier empresa, independientemente de su tamaño y presupuesto, puede adoptar una o más de estas estrategias para cuidar la salud de sus trabajadores.

Lic. Marisa Rodríguez · nutricionista

Foto: Urban Review